GENERAL RODOLFO FIERRO (El Carnicero)

Nació en el Fuerte “El Charay” Sinaloa, en el año de 1880 (Hasta lo que se sabe)y murió el 13 de octubre de 1915, en los Pantanos de La Laguna de Guzmán, Nuevo Casas Grandes, Chihuahua.

Rodolfo Fierro, fue un militar mexicano, que participo en la Revolución Mexicana, en las filas de la División del Norte, que comandaba el general Francisco Villa, de joven fue garrotero (guarda frenos) y después ferrocarrilero.

Su ingreso a la  revolución mexicana, data del año de 1913, en septiembre, inició de aliado del general Tomás Urbina, en la División del Norte, fungió como pagador, pero en noviembre del mismo año, participó en su primer hecho de armas, al lado del general Martín López, poco después, fue nombrado comandante del cuerpo rural del guías, y pronto sobresalió por su intrepidez y su lealtad.

A él y su gente se le asignaban las comisiones más arriesgadas, por lo que pronto ascendió a general, intervino en la batalla de Tierra Blanca, que le dio Francisco Villa, el mando de Ciudad Juárez, su destacada actuación en dicho combate, lo convirtió en el segundo del general Francisco Villa.

También realizó la parte más difícil de la campaña contra Victoriano Huerta, participó en las tomas de Torreón, San Pedro de las Colonias, Paredón, Zacatecas, León y Celaya.  Acompaño a Francisco Villa a la convención de Aguascalientes y permaneció fiel a él.

 Tenía una innata disposición de verdugo, por lo que era el encargado de dar muerte a los prisioneros, así asesinó a Williams Benton, personaje inglés, cuya desaparición provocó más tarde conflicto internacional con los Estados Unidos e Inglaterra, y también mato al general Tomás Urbina, compadre del general Francisco Villa, quien le ordenó eliminarlo.

No hay que olvidar que el general Rodolfo Fierro, era famoso pero por su crueldad y por su lealtad al General Villa.  Como amigo pecaba de leal, como enemigo lo era hasta el extremo por su forma de ser.  De él no se podía esperar misericordia, lo que hay que reconocer su rápido ascenso al generalato por su valor y su entrega en los combates en que participó, sin embargo, tenía un defecto que al general Villa le molestaba, su afición por el alcohol, se dice que su crueldad no tenía limites, por eso la tropa en la división del norte, lo conocían como “El Carnicero”.

Lo que la historia no dice, es que no existía ningún revolucionario tan valiente como él, y no dicen que siempre podía realizar las tareas más peligrosas, no dicen que era gente del pueblo, de los humillados, durante la época porfirista, y no dicen que cansado de tanta injusticia tomó las armas y encabezó  a los ferrocarrileros para unirse a la revolución.

Se dice que la muerte prematura de su esposa, provocó en él los desordenes que lo volvieron el ejecutor sistemático, cuya hoja de servicios raya en el horror.

Recordar varias de sus celebres hazañas criminales, seguramente resultaran hasta cierto punto fantasiosas, como esa que mato a 300 soldados en sus pistolas, ayudado solo por un revolucionario, cargándole las mismas y que él solo mataba uno por uno, o la llamada lluvia de oro de San Antonio.

A Rodolfo Fierro, se le atribuye la confesión de Don Luis Terrazas, se cuenta que el viejo Terrazas, abandona la ciudad de Chihuahua, pensando que su hijo Luis , tendría que vérselas con el general Ville y le dejo una fuerte cantidad de dinero lo que necesitase.  Al llegar el general Villa, varios de sus allegados, trataron de sacarle la información de donde se encontraba el dinero escondido, manifestando que de rico solo le quedaba la fama, las consejas dicen que el general Fierro, se lo llevo en una mula al desierto donde lo colgó de un árbol, hasta que perdió el sentido, finalmente acepta y confiesa que el dinero estaba en una columnas de las bóvedas del Banco Minero de Chihuahua, de tal forma que al hacerle agujeros a la bóveda, comenzaron a caer los hidalgos de los pesos de oro, como una lluvia maravillosa de monedas de oro, y como era el día de San Antonio de Padua, Villa y su gente decían que se había producido el milagro de San Antonio.

Como estas anécdotas, existen muchas más, todas achacadas al general Rodolfo Fierro.  La realidad es que su temeridad, lo llevo a la muerte.

El 13 de octubre de 1915, en los Pantanos de la Laguna de Guzmán, Nuevo Casas Grandes, Chihuahua, se ahogó, se dice que su caballo no resistió el peso del oro que transportaba en sus alforjas de su cinto de víbora, y bolsas llenas de oro, que llevaba en la cabeza de su montura, y se interno en el pantano, como a los 200 metros el caballo empezó a resoplar, ya no alcanzaba tierra firme, solo lodo, hasta que su caballo no pudo moverse y empezó a hundirse, y así jinete y caballo se fueron hundiendo hasta desaparecer por completo.

Su cuerpo fue sacado por buzos chinos, cinco días después de su muerte, quienes afirmaron que sus espuelas estaban atoradas en las raíces del fondo de la laguna.

Su paso por la revolución se inició con el general Francisco Villa, y con el terminó.  Este general prestó tres años de servicio a la revolución, siempre en la famosa División del Norte, de 1913 a 1915.

Así terminó la vida de un hombre violento, como todos los hombres que participaron en la Revolución Mexicana, y una de las más polémicas y emblemáticas es la de este sinaloense que aún mantiene su leyenda maléfica.

Pero no debemos olvidar que el General Rodolfo Fierro, fue un héroe indiscutible en varias batallas que precipitaron la caída del traidor Victoriano Huerta.

Lo cierto es que este general, le hizo el trabajo sucio al general Villa y justo en recordarlo, no como “El Carnicero”, sino como Pueblo.

Descanse en paz, el General Rodolfo Fierro.

EL BARDO.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.6/10 (9 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +13 (from 13 votes)
GENERAL RODOLFO FIERRO (El Carnicero) , 9.6 out of 10 based on 9 ratings

Comments

  1. gladys dice:

    ESE SENOR ES EL ABUELITO DE MI ABUELITO

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 4.0/5 (2 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +3 (from 3 votes)

Deja un comentario